sábado, 19 de junio de 2010

Rol retro en movimiento

«Un juego está muerto solo cuando nadie, absolutamente nadie, lo juega ya.»

Hice la anterior declaración hace muchos años, en un foro que lamentablemente se hundió en las profundidades del ciberespacio y en el contexto de una animada discusión acerca del destino de los juegos de rol discontinuados. Aunque en menor medida, seguro puede aplicarse a otros tipos de juegos. Videojuegos, incluso.

Esto viene a colación de una discusión mucho más actual acerca de la manera óptima de etiquetar los recursos dedicados a alguna de las ediciones primigenias de Dungeons & Dragons. Esto me llevó a pensar en el distinto enfoque que han tenido estas distintas ediciones, lo que me puso a reflexionar acerca de la manera en que un reglamento afecta el tipo de juego producido (el cual puede variar de un grupo a otro).

Verán, la edición original de D&D premiaba la habilidad del jugador por la sencilla razón de que no incluía un sistema de habilidades para los personajes. Antaño, si una trampa era detectada, el jugador tenía que indicar como su personaje la iba a inutilizar (por ejemplo, «atasco la palanca con una cuña de hierro»); en las ediciones más actuales se invoca la habilidad «encontrar/desarmar trampas» y se realiza una tirada de dados.

¿Es la primera manera mejor que la segunda? Es cuestión de gustos. Una persona que gusta del segundo método podría decir —con justa razón— que el juego debe medir estas cuestiones respecto de la habilidad de su personaje pues es su personaje quien las está enfrentando.

Por otro lado, en las ediciones tempranas de D&D la experiencia obtenida por los personajes era directamente proporcional al monto de los valores con los que lograban hacerse. A la hora de saquear un templo o caverna, la manera óptima de obtener los tesoros era a través del engaño y si había que deshacerse de sus habitantes, hacerlo a través de trampas y ataques sorpresa. Si te era posible hacer que dos grupos de esos habitantes se eliminaran mutuamente, mucho mejor.

El enfrentarse directamente con un dragón era señal inequívoca de que algo había salido mal en la misión y era visto como un último recurso para hacerse con los tesoros almacenados en su guarida. El combate abierto, en general, era una mala manera de avanzar — especialmente en vista de los pocos puntos de vida poseídos por los personajes de nivel bajo. También, por eso, la contratación de ayudantes y mercenarios era altamente recomendable.

Por el contrario, las ediciones más actuales del juego ostentan como principal fuente de puntos de experiencia la eliminación de bichos, lo que hace del enfrentamiento directo una de las mejores maneras de avanzar. Por lo tanto los personajes de cuño reciente incluyen muchos más puntos de vida y habilidades muy útiles en combate (lo que hace la contratación de ayudantes y mercenarios innecesaria).

En conclusión, las ediciones tempranas y actuales de Dungeons & Dragons son lo suficientemente diferentes como para representar juegos completamente distintos, más allá del uso en común de algunos términos.

Tal vez influenciado por los fallecimientos de Arneson y Gygax —los autores originales de Dungeons & Dragons— ha habido un «renacimiento de la vieja escuela», un comunidad abierta de jugadores que analizan minuciosamente los reglamentos de antaño, intentan reproducir las experiencias de los pioneros y que, al final, le han tomado el gusto a ese modo de juego.

Para alivio de los muchos que no tenemos las ediciones antiguas del juego, han surgido varios retro clones, que son juegos compatibles con determinada edición del juego y que pueden o no tener «correcciones y mejoras» respecto del original. Lo mejor es que varios de ellos pueden ser descargados libre y legalmente:

Con estas publicaciones, y algunos dados poliédricos, están listos para enfrentar el verano de manera entretenida y a un bajo costo.


Agenda Frikultural

A continuación, los eventos próximos en nuestra región:



Evento: Expo Anime No Natsu
Fecha: Junio 26, 2010
Lugar: Parque Abelardo L. Rodríguez. Rosarito, B.C.
Admisión: General $30



Evento: Play Fest 4
Fecha: Septiembre 18, 2010
Lugar: N/D. Mexicali, B.C.
Admisión: N/D


Colofón

Esto ha sido todo por hoy. Para hacerme llegar sus dudas, quejas, reclamaciones, saludos y sugerencias, solo tienen que dejar un comentario en esta bitácora o enviar un correo electrónico. Con gusto abordaré y/o intentaré responder a sus inquietudes. Gracias por su atención.


.

1 comentario:

Sinuhé Téllez Rivera dijo...

Jejeje el juego en realidad nunca tuvo vida, pero ... jajaj ntc.

Jejeje el juego entonces es como los dioses mueren cuando no hay nadie que los adora? jajaj saludos.